Oración de misericordia

Oración de misericordia

Todos sufrimos bajo el peso de nuestro pecado, pero somos bendecidos de tener un Dios misericordioso que nos ha salvado de nuestro pecado. Aquí tienes más de una oración de misericordia para encontrar esa iluminación que necesitas.

🙏Oraciones de misericordia

Oración de arrepentimiento

Querido Dios, vengo a ti como un pecador que no merece tu gracia y presencia. Me arrepiento de todos mis pecados y te pido que me perdones para que mi petición pueda ser escuchada por ti. Señor, ten piedad de mí y lléneme con tu gracia. Lávame con la sangre de tu hijo Jesucristo para que brille y camine sin vergüenza. Les pido su favor desde este momento hasta el final del día. Les doy las gracias, porque son fieles. Amén.

Limpiarme oración

Cristo mi Salvador, tus heridas me recuerdan el sufrimiento que te someté. Ten piedad de mí y lávame con tu sangre y agua. Límpieme y hazme entero de nuevo. Redime mi alma y hazme un recipiente de tu obra para que yo pueda testificar de tus interminables misericordias todos los días. Hoy me inclino ante ti pidiendo tu misericordia y gracia para llenar mi copa para que no quiera más de las cosas terrenales. Amén.

Atámame a ti

Oración Oh Dios Misericordioso, escucha mi clamor y mírame con tus ojos misericordiosos. Puede que no sea digno de tu presencia Señor, pero me despojo de toda conexión con los deseos carnosos y me ato a ti. Padre, muestra misericordia de mí y extiende tu mano hacia mí en tiempo de necesidad. Por favor, no me abandones, escúchame cuando me llame, saname de mis dolores y úneme a vivir y proclamar tu gloria. Amén.

Oración de satisfacción

Querido Dios, te amo y te adoro. Estoy agradecido por cada respiración que tomo, un techo sobre mi cabeza, por los zapatos en mis pies y la comida en mi mesa. Señor, oro por tu amor y misericordia para completarme y hacerme entero. Como humano, me encuentro quejándome y siendo ingrato. Enséñame a estar siempre contento y a saber que tu gracia es suficiente todos los días. Enciende el deseo de mi corazón de vivir en tu presencia y tomarme como tuyo. Amén.

Oración de misericordia

Oración de fe

Cristo Jesús, a través de ti, todos mis pecados han sido borrados. Ustedes han pagado todas mis deudas y ahora estoy libre sin que nadie me señale con el dedo. Es tu misericordia la que te hizo obedecer a tu Padre para que puedas salvar a un desgraciado como yo. Te diste a ti mismo totalmente para que yo pueda vivir. Gracias, Jesús, por tu amor y misericordia interminables. Derrama sobre mí tu gracia y fuerza para estar en la fe, incluso en tiempos difíciles. Que yo sea más como tú, Amén.

Oración por él

Camino Correcto Querido Señor, creador misericordioso, nos colocaste en esta tierra con el propósito de servirte, Señor. Sin embargo, a veces hacemos cosas que no te agradan. Señor, buscamos tu misericordia sobre nosotros para que podamos encontrar favor en ti y ser liberados del camino equivocado. Pónganos en el camino correcto y dotémonos del valor para actuar como sus vasos. Que glorifiquemos y alabemos tu nombre para siempre. Amén.

Difundir la oración del Evangelio

Padre Celestial, con cada respiración que tomo siento tu poder en mí. Estoy agradecido por el don de la vida y por el don de la iglesia. Señor, te pido que abras los ojos de mi corazón para que yo pueda vivir rectamente como tú nos enseñas. Señor, permítame morar en tu iglesia facultado por tu espíritu santo para seguir difundiendo tu Evangelio. Que tu misericordia de mí me salve de las tentaciones del mundo. Eternamente alabo tu nombre. Amén.

Lee también sobre oración de la mañana

Recuérdame oración

Padre, Altísimo, caigo ante tu trono reconociendo tu poder y poder sobre todo el universo. Soy sólo un ser diminuto entre los muchos que creaste; los que conocemos y muchos más que no conocemos. Acuérdate de mí, oh Dios, mientras bendices a todos y cada uno de los demás seres en tu creación. Ten piedad de mí y escribe mi nombre en tu libro de vida para que pueda vivir para ver tu Santo rostro. Amén.

Guíame

Oración Jesucristo

El Hijo de Dios, naciste del Espíritu Santo, pero caminaste sobre esta tierra y soportaste el sufrimiento. Enséñame, Señor, cómo ser humilde y soportar los problemas que desafían mi fe. Que tu misericordia sobre mí me gane el favor en la tierra y más allá. Guíame en todo lo que hago para testificar y cantar de tu grandeza. Así como viviste entre hombres, concédeme un corazón pacífico que sea indulgente y amoroso. Oro para que seas mi luz y guía, Amén.

Concédeme tu oración a favor

Señor Celestial, te miro en este momento buscando tus lluvias de bendiciones y misericordia. A medida que vengo con lo que estoy haciendo, concédeme tu favor para que pueda ser victorioso, oh Señor. Muestra tu mano en mi trabajo y manifiestate a través de mí. Eres el más justo y te pido que me conduzcas en tus caminos, Oh Señor. Tu mano extendida sobre mi vida es todo lo que estoy pidiendo. Amén.

Oración de discernimiento

Señor, que mi corazón se llene de gozo hoy al cumplir sus promesas en mi vida de acuerdo con su misericordia. Tú decides cuándo y cómo, y te agradezco que nunca estés fallando. Dependo de ti para las decisiones que tengo que tomar en mi vida y las cosas que tengo que hacer. Que tu misericordia sea sobre mí para que yo pueda discernir lo bueno de lo malo y tener el valor de hacer lo que es correcto de acuerdo con tu palabra. Amén.

Oración de gracia interminable

Muchos son los dones que vienen de ti, oh Señor, pero tu gracia interminable y nuevas misericordias cada mañana son más de lo que podría pedir. Me reconforta saber que siempre estás conmigo y que no juzgas ni te aferras a los rencores. Es sobre ti que pongo mis cargas y pido alivio para que pueda disfrutar del don de la vida, de la familia, de los amigos, y la bendición del trabajo. Que nunca me aparte de tu bondad, oh Señor. Amén.

Parte de la oración de las aguas

Querido Señor, hay muchas montañas detrás de mí, y delante de mí, están los ríos más anchos que he visto. Señor, necesito tu misericordia para otorgarme tu fuerza y guía. Envíame un ángel que partirá las aguas como lo hicisteis con los israelitas. Necesito que me ayudes a avanzar en el camino que has elegido para mí para que no falle y no sea ridiculizado por mis enemigos. Ten piedad de mí y muestra tu poder, oh Dios. Amén.

Oración de redención

Estoy en profunda tristeza y dolor por la forma en que he estado viviendo mi vida. Restáme a ti mismo, Señor. Ten piedad de mi alma y sálvame del fuego eterno. Que tu palabra se hunda en mí y tome el lugar de este horrible sentimiento. Porque tu palabra da redención y avivamiento a aquellos que te buscan verdaderamente. No mires mis transgresiones con furia, Señor, sino con amor para que yo tenga un lugar entre tus elegidos. Amén.

Oración de restauración

Oh Señor, mi cuerpo duele y siento que he perdido toda voluntad de vivir. Mi alma y mi corazón están cediendo al dolor, porque se ha vuelto insoportable. Señor, sanaste a los enfermos, restauraste la vista a los ciegos y resucitaste a los muertos. Ruego su misericordia para que pueda tener una gota de su curación. Que tu misericordia me libre de esta ira y restaure mi voluntad de vivir. Daré alabanza y gracias a tu nombre porque eres un Dios fiel. Amén.

Juan 3:16, “Porque de tal manera amó Dios al mundo, que dio a su Hijo unigénito, para que todo aquel que cree en él no se perezca, sino que tenga vida eterna”. Mateo 5:1-12, “Y viendo a las multitudes, subió a una montaña: y cuando fue puesto, sus discípulos vinieron a él: Y él abrió su boca, y les enseñó, diciendo: Bienaventurados los pobres de espíritu: porque de ellos es el reino de los cielos. Bienaventurados los que lloran: porque serán consolados. Bienaventurados los mansos: porque heredarán la tierra. Bienaventurados los que tienen hambre y sed de justicia: porque serán llenos. Bienaventurados los misericordiosos: porque obtendrán misericordia. Bienaventurados los puros de corazón: porque verán a Dios. Bienaventurados los pacificadores: porque serán llamados hijos de Dios. Bienaventurados los que son perseguidos por causa de la justicia: porque el suyo es el reino de los cielos. Bienaventurados vosotros, cuando los hombres os renegarán, y os perseguirán, y os dirán falsamente toda forma de maldad contra vosotros, por causa mía. Regocíjense, y alégrense: porque grande es su recompensa en el cielo: porque tan perseguidos los profetas que estaban delante de ustedes.”

La misericordia de Dios es el sello distintivo de la bendición. Sin la misericordia de Dios, habrá condenación y castigo prolongados. Para atraer la presencia de Dios, debes tener la capacidad de amar, perdonar, arrepentirte de los pecados y tener misericordia de los demás. En Lam 3:22 dice, “Es de las misericordias de Jehová que no somos consumidos, porque sus compasións no fallan”. Esto significa que todos estamos vivos por las misericordias de Dios.

Referencias:

https://www.aciprensa.com/recursos/oraciones-a-la-hora-de-la-misericordia-2127

https://oraciones.de/misericordia/

Puedes ver más información en este vídeo:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *